Trabajo

Trabajo significa producir bienes consumiendo energía humana, animal o mecánica. Este término también tiene varias acepciones como lugar donde se labora o puede calificar el esfuerzo con que se realiza alguna acción entre otras.
El trabajo hace al hombre, dice el adagio, aunque a muchos no les gusta trabajar. Lo malo de esas preferencias es que esas personas se convierten en parásitos de sus familiares y provocan grandes malestares. Por otro lado tenemos a los que les gusta tanto su trabajo que lo consideran un hobbies y además reciben sus sustentos. Otros lo hacen por obtener un salario y son las mayorías. Sólo el trabajo genera riquezas, está demostrado, éstas no llegan sola. Hasta quien descubre una mina trabaja mucho para lograr dividendos.
Los antiguos, después que Adán y Eva cometieron el pecado y vieron sus familias crecer cada 9 meses, comprendieron que trabajando era la forma más segura de garantizar su alimentación, por lo que comenzaron a sembrar y a domesticar animales. Progresaron y los más sagaces se apropiaron del excedente. Surgió la división entre ricos y pobres. Ese patrón no ha desaparecido, por el contrario ha aumentado. Los dueños son los que reciben más beneficios de sus labores. Mientras que el esclavo, el vasallo o el obrero según las etapas, siempre han recibido escasos dividendos o ninguno.
El trabajo es cada día más importante, aunque las tecnologías y las sofisticadas máquinas ayudan, es el hombre quien pone su energía intelectual y física. A su vez estos avances tecnológicos han obligado a todos a estudiar y certificarse para desempeñarse con calidad  en sus funciones. Las profesiones han cambiado a oficios impensables anteriormente como cosmonautas, informáticos, influencer o DJ. El empleo en la industria del ocio como se denomina a la recreación, absorbe millones y millones de obreros. Por otra parte, tenemos que los artistas, deportistas, intelectuales o científicos en muchas ramas han aumentado su número considerablemente y como buena noticia tenemos que las actividades en estas áreas están siendo mejor remuneradas. Es importante ese paso porque muchos que hoy son ídolos en sus especialidades, murieron en la pobreza como Brindis de sala, Rembrandt, Edgar Allan Poe o Van Gogh entre otros.
Contradictoriamente mientras más bienes se posean más hay que trabajar para mantenerlos y hacerlos crecer. Esto sucede a nivel de país y personal. En los países desarrollados se ofrecen mejores salarios, pero la tensión laboral es alta e incluso están apareciendo nuevas enfermedades laborales por el exceso de trabajo. Ya algunos estados plantean trabajar 4 días a la semana, en hora buena, si mantienen el salario, muchos trabajan en exceso buscando una mayor entrada de dinero.
Nada que el trabajo hace al hombre, pero el hombre es el que hace el trabajo o lo guia y por lo tanto debe ser cuidado y estimulado como debe ser.

Hits: 50