Novelas

Las novelas se pueden leer, escuchar, ver y hasta saborear cuando derramamos unas lágrimas. En todas las formas surten su encantador papel. Leerlas es la forma más antigua, las radiadas están acompañadas de unas voces fabulosas y las puestas en escena, amén de mostrarnos los escenarios, los actores transmiten increíblemente los sentimientos. Cuando aparecieron los videos y las computadoras con sus memorias, el espectro de apreciar novelas de otras regiones impactó y se podían ver muchos capítulos juntos, no sólo el diario, como dosis de medicina. Algunas amigas amanecían por ver el casete prestado. Se abordaban temas y conflictos nuevos. Las telenovelas se han ido popularizando en todo el mundo. Por ella comprobé que los humanos somos interesantísimos, podemos admirar las culturas de casi todo el planeta en detalle y es inmensamente agradable. Es como si visitaras a los amigos en sus casas por un tiempo.
Las novelas son las causantes de que conociera el sentir y las costumbres de muchos pueblos. Es posibles que muchos consideren cursis verlas. A diferencia de otros medios por sus formatos con tantos capítulos, puedes explorar con profundidad los verdaderos sentimientos. Una película o un libro por ejemplo tocan someramente los diferentes temas y es buenos para los que dicen tener poco tiempo.
Las novelas permiten que conozcamos como se siente las pérdidas de un amor, de un ser querido o de un trabajo. Nos expone las tradiciones ancestrales que en muchas regiones aún prevalecen y cómo muchos habitantes de esos mismos países desconocen que existen o cómo luchan por erradicarlos. El concepto machista es un tema importante que se aborda con crudeza y se puede constatar que no sólo es de los hombres, es de las familias, de las sociedades y está tan arraigado que pasará mucho tiempo para que la evolución social lo elimine.
Que decir de las costumbres para casarse o enamorar o de ver el amor en general. El amor es igual en todas partes pero su demostración es diferente. Algunos son osados y aman sin ocultar nada, otros son más discretos. Las diferencias sociales en el amor, tema súper abordado, es un tabú mucho mayor de lo que creemos y está aún presente en innumerables regiones del planeta.
Conocer como lloran y entierran a sus muertos los diferentes pueblos ha sido una de las cosas que más me impresionan. Muchos lloran y otros cantan. A algunos los entierran en mortajas y a otros en cajas. Sólo el dolor por las pérdidas es igual. Qué decir de las viviendas y la convivencia. Cuando observo como viven algunos, llego a pensar que el mundo moderno no existe, cuántos pueblos conservan las construcciones ancestrales de piedras y enormes aglomeraciones.
Las novelas podrían ser un buen punto de partida para los que proponen las políticas y mejoras a las sociedades. No necesitan que les digan que se necesita para lograr la felicidad de los pueblos, con sólo disfrutarlas, es evidente.

Hits: 49